Twitter salva de la carcel a estudiante

by Jorge Barahona

Leo en el Mercury News.com que el estudiante de la Universidad de Berkeley, James Karl Buck fue salvado de su arresto en Egipto al anunciar con la palabra “ARRESTED” por Twitter a su comunidad de seguidores, una vez que la policía lo tomara preso por sacar una foto de una manifestación en Egipto.

Una vez que sus amigos leyeron el inquietante mensaje del estudiante de periodismo fueron alertados la Universidad y Embajada norteamericana. Al otro día Karl salía libre.

Sus amigos también alertaron a Associated Press, el International Herald Tribune y otros medios de comunicación lo que provocó a las autoridades egipcias a liberar a Karl.

Lo que más me gusta de ésta noticia es la muestra de cómo las comunicaciones, el periodismo, las relaciones, y todo lo que están pensando ha cambiado con inventos como Twitter.

Twitter nos permite decir en pocas palabras qué hacemos o sentimos o nos sucede a los que nos siguen. Los inversionistas de Twitter hace pocos días inyectaron más millones a ésta plataforma. Aún no saben (o dicen no saber) cuál es el modelo de negocios sin embargo el valor que ya tiene es como el invento del teléfono. Su valor no estaba en el aparato si no en el verbo que liberó el invento; hablar con otros.

Muchas veces se adjudica a la “burbuja” 2.0 que supuestamente se vive en USA con la diaria inyección de millones en miles de pequeño proyectos. Todo a pesar de los problemas que vive la economía norteamericana. Creo que no, los norteamericanos tienen un sistema de estimulo al emprendimiento tan fino que inyectar dinero en miles y miles de nuevas ideas y emprendedores los hace ser lo que son; uno de los países más pujantes del planeta.